Diferencia entre nueces y frutas

Las nueces entran en lo que calificamos como frutos secos y de acuerdo a esa denominación se pueden llegar a confundir con las frutas. Lo cierto es que las frutas y las nueces cuentan con significados muy parecidos dentro de la Botánica. Por lo tanto resulta muy común que algunas personas desconozcan sus diferencias o se refieran a ellos de forma indistinta.

Nueces

Algo que caracteriza a las nueces es que son una combinación de fruta y semilla en uno. Las nueces también son conocidas como frutos secos y lo que las diferencia de las frutas comunes es la cubierta que presentan. La mayoría de los frutos secos cuentan con una capa dura que en su interior contiene la semilla que se consume.

Otro aspecto característico de las nueces es que son ricas en grasas y poseen un alto contenido calórico. Las nueces son frutas secas que presentan una cubierta dura con semillas comestibles en su interior. La cubierta de las nueces no es comestible, es la semilla que contienen la que es apta para el consumo. Esto ocurre con otros frutos secos como el maní, las avellanas, las almendras o el pistacho.

Las nueces son frutos secos cuya parte comestible es la semilla, las frutas son jugosas y su parte comestible es la pulpa.

Frutas

Lo que conocemos como frutas son los ovarios maduros de las plantas con flores. La mayoría de las frutas contienen semillas en su interior que por lo general no son comestibles. Esto la diferencia de las nueces donde lo comestible es la semilla en lugar de su cubierta. Lo que consumimos de las frutas suele ser la pulpa, en algunos casos sus cubiertas también son comestibles.

Las frutas son la forma en que se reproducen las plantas, ya que suelen contener las semillas de la misma. Por lo general las frutas suelen ser carnosas, jugosas y suaves, salvo algunas excepciones. También se caracterizan por ser dulces, aunque hay frutas que pueden ser amargas, ácidas y agridulces.

La diferencia entre nueces y frutas se encuentra en las características que presentan y qué parte de la misma se consume. En el caso de las nueces, o cualquier otro fruto seco, presentan una cubierta dura y en su interior se encuentra una semilla comestible. Las frutas, en cambio, suelen tener una cubierta blanda y lo que no se consume son las semillas que suelen ser duras.

Otras diferencias entre nueces y frutas

Tanto las frutas como los frutos secos forman uno de los principales grupos alimenticios del hombre y de algunos animales. Las frutas son una excelente fuente de nutrición que aportan numerosas vitaminas a nuestro organismo. Ciertas frutas pueden consumirse con sus cáscaras como las frutillas, las manzanas o los duraznos. Pero a otras debemos sacarles la corteza antes de consumirlas como la naranja o la banana.

En el caso de las nueces, cabe mencionar que sus semillas pueden ser consumidas tanto crudas como tostadas. Otra cosa que las diferencia de las frutas es que sus cortezas duras pueden reutilizarse para fabricar distintos objetos. También son muy nutritivas y algo que las diferencia de las frutas es que no son jugosas, son secas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *